Primera Rueda

“Cuando todavía estaba lejos, su padre lo vio y se conmovió profundamente, corrió a su encuentro, lo abrazó y lo besó”. Lc. 15,20

23102011.5

Nuestra misión es la de formar un grupo de jóvenes comprometidos con la Iglesia, con el prójimo y con la comunidad, con el afán de acercar a aquellos chicos que, por distintas razones, hoy en día están alejados de la Iglesia.

El retiro para jóvenes “Primera Rueda” tiene como principales objetivos: (i) acercar a la Iglesia a los jóvenes que hoy en día están alejados de ella o que nunca tuvieron la posibilidad de recibir la palabra de Dios, y (ii) afianzar la relación con la Iglesia de aquellos jóvenes que viven, con alegría y diariamente, su fe.

La acción principal que desarrolla el retiro Primera Rueda es la de llevar adelante dos retiros espirituales al año; además, se realizan grupos de profundización con aquellos que participaron del retiro.

El retiro Primera Rueda tienen una preparación de 3 meses aproximadamente, en los que primero se designa un “capitán” quien, con la ayuda del sacerdote, liderará la actividad de principio a fin, y quien luego formará un equipo de trabajo integrado por jóvenes que anteriormente hayan participado de este retiro (“asistentes”). Estos asistentes asumen el compromiso de acompañar al capitán y trabajar sobre los objetivos planteados por él.

Los preparativos del retiro “Primera Rueda” se hacen en la parroquia y, luego, se llevan adelante en alguna Casa de Retiros Espirituales. En cada retiro, se forma un equipo de entre 15 y 20 asistentes, sumado a los invitados que participen de esta actividad (suelen ser entre 15 y 25 chicos más). Sin embargo, se considera que la familia del retiro de Primera Rueda está compuesta por todos aquellos que alguna vez han participado del Retiro y que dan una mano de distinta manera en cada retiro.

La invitación a participar se realiza con la distribución de volantes en puntos claves de San Isidro en donde haya una gran convocatoria de jóvenes, con avisos parroquiales en las misas de la parroquia (dentro del último mes y medio previo al Retiro) y, dentro de las posibilidades, se busca promocionarlo en las misas de otras parroquias vecinas.

Edad: 20 a 35 años.

Lugar: Catedral de San Isidro.

Para inscripciones: